Hipertensión arterial, diabetes e infartos tienen un origen común: El Síndrome Metabólico, un padecimiento cada vez más frecuente que se debe a varios factores como son: obesidad e inactividad física.

Si hablamos de: presión arterial elevada, diabetes o dislipidemia. En conjunto, estas enfermedades en México son responsables de aproximadamente 44. 1% muertes masculinas y 44.7% de muertes en mujeres. Por lo que no es de extrañar que importante sean hoy en día las investigaciones médicas y estadísticas enfocadas a obtener información que ayude a detectar factores de riesgo y a detener su avance en edades tempranas.

En un artículo publicado en saludymedicinas.com.mx, el Dr. Melchor Alpízar Salazar, presidente del Comité Interdisciplinario de Diabetes, Obesidad y Enfermedades Cardiovasculares A. C., explicaba  que “al menos el 35% de la población mexicana sufre síndrome metabólico, y si estos millones de personas no reciben tratamiento o detección a tiempo, desarrollarán diabetes o enfermedades del sistema circulatorio que reducirán importantemente su calidad de vida, lo cual es alarmante”.

El Dr. Alpízar Salazar destacaba que este numeroso grupo ignora que sufre síndrome metabólico porque “no hay síntomas tan evidentes o visibles como dolor de cabeza o estómago que llamen la atención del paciente; es decir es un proceso silencioso que dura años y que, sin exagerar, es ya un problema de salud pública y que es necesario que los sistemas médicos puedan detectar, prevenir y tratar de manera eficiente, ya que el peor enemigo que tenemos, es el tiempo”.

¿Qué es entonces El síndrome metabólico? Fue reconocido desde las primeras décadas del siglo XX no como una única enfermedad, sino como un conjunto de trastornos de salud que pueden aparecer en forma simultánea o progresiva en el individuo: obesidad, elevación paulatina de la presión arterial, incremento de grasa en la sangre e incapacidad del organismo para aprovechar azúcares (glucosa).

El surgimiento de dichos padecimientos es favorecido por ciertos factores de riesgo:

  • Antecedentes familiares de diabetes, presión arterial elevada o infarto en corazón (miocardio) y cerebro (accidente cerebrovascular).
  • Exceso de grasa en el organismo, sobre todo en abdomen.
  • Alimentación alta en grasas y azúcares simples.
  • Falta de ejercicio y actividad física (sedentarismo).
  • Mal manejo del estrés.
  • Fumar y beber alcohol.

 

Diagnóstico

Por fortuna, el  panorama a futuro puede ser revertido cuando hay diagnóstico y tratamientos oportunos. Por ello es importante aprender a conocer los síntomas del síndrome metabólico para prevenir daños severos en la calidad de vida:

  • Obesidad abdominal. Se establece cuando la medida de la circunferencia de la cintura es mayor a 102 centímetros en hombres y 88 centímetros en mujeres.
  • Presión arterial alta, es decir, de 130/85 o mayor.
  • Elevado nivel de glucosa en ayunas, por arriba de 110 miligramos por decilitro (mg/dl).
  • Niveles acrecentados de triglicéridos, es decir, superiores a 150 mg/dl.
  • Bajo nivel de colesterol “bueno” (HDL); se consideran cifras por debajo 40 mg/dl en hombres y 50 mg/dl en mujeres.

Y si se cumplen o rebasan los parámetros indicados, acudir al médico general o bien con el medico internista, endocrinólogo, bariatra, dietista, nutriólogo, entre otros para efectuar estudios especializados e iniciar tratamiento oportuno.

Seguir medidas adecuadas y oportunas es suficiente para detener la evolución de este problema que tanto afecta a nuestra población.

 

Tratamiento sugerido.

Se recomiendan puntos específicos que han demostrado su efectividad:

  • Hacer ejercicio aeróbico. Correr, bailar, andar en bicicleta o deportes en conjunto intensifica la actividad de pulmones y corazón, a la vez que aumentan la capacidad del sistema circulatorio y regulan niveles de grasa, glucosa y tensión arterial. Caminar durante 45 minutos diariamente es el mejor mecanismo a adoptar.
  • Mejorar la alimentación. OMS recomienda que sólo 30% o menos del total de alimentos consumidos sean de origen animal (es decir carne libre de grasa, de pescado o aves) y que se incremente el número de cereales, frutas y verduras en la alimentación diaria.
  • Bajar de peso de manera controlada. Los beneficios derivados de pérdida de grasa abdominal, serán notables con la disminución de colesterol dañino en sangre y la presión arterial mejorara.
  • Uso de un medicamento controlado (no televisado) por área medica si se ha establecido y que se siga su administración al pie de la letra.
  • Evitar alcohol y tabaco. Sustancias nocivas para el buen funcionamiento del organismo.

Obesidad y el síndrome metabólico deben ser contemplados como enfermedades que son controlables. Con bajar del 5% al 10% del peso habitual se disminuye la presión arterial, mejorara el perfil de grasas y azúcar, la calidad de la insulina será mayor y aminora la probabilidad de obstrucción o ruptura de vasos sanguíneos.

La importancia de atender a tiempo este problema radica en primer término, porque diabetes, hipertensión arterial e infartos tiene un costo social muy elevado y cada día incosteable, al grado que su atención absorbe más del 25% del presupuesto de las Instituciones de salud pública, pero, sobre todo, porque síndrome metabólico, aún en sus primeras etapas, incrementa notablemente la posibilidad de fallecer debido a problemas del sistema circulatorio.

En conclusión: Educación, alimentación y ejercicio son las herramientas con que contamos, por lo que tenemos que ponerlas en práctica.

Para ayudar a concienciar y combatir este mal y enfermedades complementarias, más de 2,000 estudios de composición corporal se realizaron con el equipo seca mbca 514 a los asistentes a los recientes eventos en:

  • Expo Pyme con Previta en su modulo de la salud para el sector privado.
  • La 4ª. Conferencia Científica Anual Sobre Síndrome Metabólico 2012 para la comunidad médica. (9,10,11 de agosto 2012)
  • Expo Cumbre Mundial de Diabetes, Obesidad y Nutricion para el público en general. (10,11,12 de agosto 2012)

 

Si te gusto o no este material por favor comentalo asi como tus sugerencias ya que son muy valiosos para todos. Ponte en contacto con nosotros por este medio para hacerte llegar más información al respecto sobre la enfermedad o los equipos que se estan utilizando actualmente para prevenir, identificar y combatir este mal.

 

Atte.

El equipo de seca México

Share